• Facebook
  • Twitter
  • YouTube
  • Instagram
  • Linkedin

©2019 – Todos los derechos reservados

El Queer International Film Festival Playa del Carmen fue inaugurado en 2013 y este Noviembre 2019 llevará a cabo su 6ta edicion.

 

El objetivo principal del festival, además de promover un mensaje  de tolerancia e igualdad de derechos, es el reividicar los derechos de la comunidad LGBT+ a través del Séptimo Arte, así como brindar un espacio de expresión honesta, frontal, responsable y libre de clichés sobre la comunidad. 

El festival es el único de su tipo en México ya que la cartelera, en su totalidad, está conformada por historias LGBT+. A través de los diferentes géneros cinematográficos, directores de todo el mundo exponen puntos de vista, narran historias y generan visibilidad para nuestra comunidad al representarnos en la pantalla grande.  Como festival completamente independiente, nuestra selección de películas inlcuye tanto cintas de éxito comercial como obras independientes, lo que enriquece la experiencia de nuestra audiencia en todos los sentidos.

Durante los últimos años hemos percibido un notable aumento del cariz reivindicativo y el número de acciones que los colectivos LGBT+ llevan a cabo para reclamar los derechos de nuestra comunidad. Por desgracia, la visibilidad aún es reducida reducida y limitada, encontrándonos prácticamente excluidos en pleno siglo 21 tanto en el cine como en otros aspectos de la vida pública. Es por esto que generar una mayor presencia dentro del cine es de vital importancia, ya que el medio cinematográfico se reafirma, día con día, como un altavoz inmejorable para nuestra comunidad. 

Gracias al Séptimo Arte, la lucha contra la homofobia cuenta con una potente herramienta para la transformación del imaginario común. A través del cine podemos mostrar al mundo que las personas que se identifican dentro del colectivo LGBT+ son como cualquier otra que ama, sufre, crece, se equivoca y acierta; y a su vez, mostrar a la misma comunidad LGBT+ , sobre todo a la más joven, que no hay absolutamente nada malo con ellos, que no están sólos y que tienen el derecho de vivir su vida plenamente, con los mismos derechos que cualquier otro.